Los 10 mejores geles de ducha

El momento de la ducha es bastante subestimado por muchos, pero me atrevería a decir que es uno de los más importantes del día. No sólo se trata de limpieza e higiene, es importante porque es el momento que tenemos a solas para conectar con nuestro cuerpo y muchas veces incluso con las emociones.

Por esto es que es vital tener el mejor gel de ducha que tu piel pueda recibir para poder obtener una experiencia completa que entre desde el olfato, pase por el tacto y, lo más importante, se quede en tu piel como hidratación y nutrición profunda.

Los mejores geles de ducha


¿Cuál es el mejor gel de ducha?

Cuando se trata de un gel de ducha, aplica perfectamente eso de dime qué tipo de piel tienes y te diré qué ingredientes necesita. Ten esto en mente para elegir sabiamente la fórmula ganadora para entrar en la intimidad de tu ducha.

Por ejemplo, una piel reactiva necesitará un ingrediente calmante natural, como es el caso del aloe vera. Si tu piel está deshidratada o es seca, el aceite de coco o de argán irán de diez, pero si quieres ir por lo seguro, la manteca de karité beneficia a todas las pieles y las restaura, devolviendo la suavidad deseada.

A continuación, les presentamos los mejores geles de ducha:

1. El mejor para refrescar la piel: Gel de ducha Johnson & Johnson

Johnson & Johnson - Gel de Ducha Soft & Energise,...

Ver en AMAZON

El aroma característico de la sandía y el delicioso aroma de la rosa se unen en este gel de ducha que tiene un aroma envidiable, de hecho es lo que más resaltan los usuarios.

Recordemos que los aromas pueden estimular el cuerpo y producir sensaciones y, en este caso, acompaña la sensación de limpieza y frescor que provee su fórmula que es altamente recomendada para obtener una piel suave al tacto al salir de la ducha.

El olor va desapareciendo paulatinamente, con lo cual no es invasivo ni raya en lo molesto. Además, su fórmula dura mucho más.


2. El mejor pack para ahorrar: Gel de ducha Moussel

Frescor y bienestar

Moussel Gel Líquido Classique con Aceites...

Ver en AMAZON

Sin duda, las familias o las personas que usan mucho el gel de ducha se van a ver muy beneficiados con este pack de 8 botes de 600 ml.

La ventaja no es sólo en cantidad y precio sino en términos de calidad, este gel de ducha tiene una textura cremosa, agradable a la piel, que, al extenderse y frotarse con la palma de la mano o una esponja, se siente como una caricia sobre la piel.

Es apta para toda la familia porque es cómoda de usar y ofrece una hidratación adecuada para todas las pieles.


3. El más cremoso: Gel de ducha Magno Rosé

Deja la piel sedosa

Magno Gel de ducha Rosé con Aceite de Almendra -...

Ver en AMAZON

Su fórmula está enriquecida con aceite de almendras natural, por lo que puedes estar seguro de que se trata de un gel de ducha que hidrata la piel además de limpiarla.

Su textura cremosa, como mousse, hace que se sienta no sólo agradable sino reconfortante para la piel, lo que lo hace perfecto para mimarse y tomarse un tiempo para sí mismo.

Además, puedes confiar en esta fórmula porque está dermatológicamente probado. y está libre de aceites minerales que puedan ser perjudiciales para la piel. De hecho, alivia muchísimo la sensación de sequedad en la piel.


4. El más relajante: Gel de ducha Dove Relaxing Ritual

Para un momento de desconexión total

Dove, gel de ducha con lavanda y romero, 500ml

Ver en AMAZON

La lavanda y el romero son ideales para la buena salud de la piel. En el caso de la lavanda, tiene propiedades relajantes sobre la piel y estimula la calma, lo cual es ideal no sólo para la limpieza de la piel sino para el equilibrio y relajación de la piel, lo que nos hace sentir automáticamente en calma.

Si bien es un gel de ducha para el día a día, es verdad que su beneficio puede agradecerse sobre todo el fin de semana cuando necesitamos relajar el cuerpo de la rutina de la semana.

Ingredientes:

Water (Aqua), Cocamidopropyl Betaine, Sodium Chloride, Sodium Lauroyl Glycinate, Sodium Lauroyl Isethionate, Acrylates Copolymer, Lauric Acid, Glycerin, Fragrance (Parfum), Phenoxyethanol, Stearic Acid, BHT, Sodium Isethionate, PEG-150 Pentaerythrityl Tetrastearate, PPG-2 Hydroxyethyl Cocamide, Tetrasodium EDTA, Etidronic Acid, Iodopropynyl Butylcarbamate, Citric Acid, Lavandula Angustifolia (Lavender) Flower Extract, Rosmarinus Officinalis (Rosemary) Leaf Extract, Red 33 (CI 17200), Blue 1 (CI 42090).


5. El mejor para pieles secas: Gel de ducha Lactovit

Hidratación profunda garantizada

Lactovit - Gel de Ducha Nutritivo, para Pieles...

Ver en AMAZON

Las pieles secas necesitan no solo hidratación, sino que el gel de ducha sea capaz de crear una barrera que no permita que la humedad obtenida se evapore fácilmente, por eso, en este caso, es siempre recomendable un gel de ducha que sea especialmente formulado para pieles secas, como este.

Lo mismo pasa si tu piel es normal, pero en invierno o en situaciones específicas se reseca. Lo guay de esta fórmula es que es un poco más densa, algo que agradecen estas pieles y que se vuelve muy agradable al entrar en contacto con el agua.

Ingredientes:

Aqua (Water), Sodium Laureth Sulfate, Cocamidopropyl Betaine, Sodium Chloride, Glycerin, Decyl Glucoside, Hydrolyzed Milk Protein, Helianthus Annuus (Sunflower) Seed Oil, Polyquaternium-39, Parfum (Fragrance), Laureth-2, Retinol, Lecithin, Zea Mays Oil, Calcium Pantothenate, Lactic Acid, Inositol, PEG-20 Castor Oil, Styrene/Acrylates Copolymer, Propanediol, Tocopherol, Tocopheryl Acetate, Rosa Moschata Seed Oil, C12-13 Alkyl Lactate, Biotin, Hexyl Cinnamal, Linalool, Tetrasodium EDTA, Citronellol, Butylphenyl Methylpropional, Sodium Benzoate, Benzyl Salicylate, Potassium Sorbate, Coumarin, Limonene, Phenoxyethanol, Alcohol Denat., Methylisothiazolinone.


6. El de mejor aroma: Gel de ducha Fa

Olor y textura de diez

Fa - Gel de Ducha Leche de Coco - Con extracto de...

Ver en AMAZON

¿Quién se puede resistir al olor del coco? Nos transporta a un paraíso tropical, es un aroma realmente gratificante.

Pero el coco no sólo aporta el aroma de los dioses, sino que puede hacer maravillas por tu piel, y este gel de ducha tiene como ingrediente principal el extracto de coco, que hidrata la piel a profundidad y la deja suave y sedosa al tacto.

Lo guay de esta fórmula es que hace espuma fácilmente, con lo cual no necesitarás usar demasiado producto ni necesitarás renunciar a la deliciosa sensación de espuma en la piel.

Ingredientes:

Aqua, Sodium Laureth Sulfate, Cocamidopropyl Betaine, Sodium Chloride, Cocos Nucifera Fruit Extract, Yogurt, Prunus Amygdalus Dulcis Oil, Niacinamide, Glycerin, Parfum, Polyquaternium-7, Styrene/Acrylates Copolymer, Propylene Glycol, PEG-7 Glyceryl Cocoate, PEG-40 Hydrogenated Castor Oil, Citric Acid, Benzyl Salicylate, Hexyl Cinnamal, Coumarin, Linalool, Butylphenyl Methylpropional, Sodium Benzoate, Sodium Salicylate


7. El mejor en relación calidad precio: Gel de ducha La Toja Hidrotermal

Fórmula con sales minerales

La Toja - Gel Crema de Ducha Hidrotermal - Piel...

Ver en AMAZON

Tirar a por el menos costoso no tiene por qué siempre salir más caro a la larga, el secreto está en una buena fórmula y precisamente este gel de ducha es un buen ejemplo de esto.

Su fórmula es cremosa, lo que hace que se sienta agradable sobre cualquier piel, a la vez que permite trabajarse muy bien con las manos o con esponjas por igual. Es un formato de 550 ml que va muy bien para usos frecuentes.

Combate la sequedad de la piel, sin importar la condición, el sexo o la edad del usuario.


8. El mejor para toda la familia: Gel de ducha Nivea Care & Coconut

¡Suavidad para todos!

Nivea - Gel de ducha con coco y aceite de jojoba,...

Ver en AMAZON

Su presentación es en formato familia, y no solamente hablamos de sus 750 ml, sino que también hablamos de su cómoda fórmula que se adapta a la suave piel de los niños, a la piel adulta y a la delicada piel de los abuelitos.

La combinación del aceite de coco con el aceite de jojoba hace que la piel se renueve, nutra e hidrate, pero que no quede con sensación grasosa ni pesada, por el contrario, le va a caer bien no sólo a pieles secas sino a las grasas porque ayuda a regular el sebo natural.

Ingredientes:

Water, Sodium Laureth Sulfate, Cocamidopropyl Betaine, PEG-7 Glyceryl Cocoate, Helianthus Annuus (Sunflower) Seed Oil, Simmondsia Chinensis Seed Oil, Glycerin, Glyceryl Glucoside, PEG-40 Hydrogenated Castor Oil, PEG-200 Hydrogenated Glyceryl Palmate, PEG-3 Distearate, Polyquaternium-7, Sodium Chloride, Fragrance, Citric Acid, Sodium Hydroxide, Sodium Benzoate


9. El mejor para todos los tipos de pieles: Gel de ducha Palmolive Absolute Relax

Gentil

Palmolive - Aroma Gel Absolute Relax 500 ml

Ver en AMAZON

Este gel de ducha aporta una experiencia completa. Lo primero que hay que decir es que tiene una sensación ligera, esto es bueno para aquellos que recién dejan la pastilla de jabón e intentan probar con un gel de ducha por primera vez, a la vez que es una textura que sienta bien a la mayoría de los usuarios y pieles.

Asimismo, el aroma es agradable, genera una experiencia de relajamiento acompañado de su suave textura. La limpieza es profunda, pero es delicado con la piel, lo que se agradece, sobre todo en pieles muy secas o fácilmente irritables.


10. El mejor para pieles sensibles y atópicas: Gel de ducha Bioderma Atoderm

Protege, restaura y calma

Bioderma Atoderm Gel ducha, 1L

Ver en AMAZON

Las pieles atópicas y sensibles suelen sufrir un poco más que el resto cuando se trata de encontrar productos para la piel que les siente bien.

Por lo general, lo mejor es ir a lo seguro con una marca dermocosmética segura y confiable como Bioderma, por eso hemos incluido este gel de ducha que es gloria bendita para este tipo de pieles, ya que no cuenta con perfumes, alcoholes pesados, sulfatos o parabenos que puedan irritar la piel, al tiempo que limpia sin alterar la barrera natural de la piel. Su espuma es untuosa y agradable.


¿Cuál es tu tipo de piel?

gel-de-ducha

¿Cómo vamos a practicar un cuidado de la piel correcto si no conocemos el tipo de piel que tenemos? Como puedes imaginarlo ya, esta es información clave para saber escoger qué ingredientes seleccionar, qué productos nos van mejor, las texturas que funcionan en nuestra piel y todas esas características que son el punto de partida perfecto para velar por una experiencia completa y beneficiosa.

Esto sucede también a la hora de elegir cuál gel de ducha comprar. Por ejemplo, si tienes la piel seca, no debes escoger cualquier gel de baño, lo ideal es que, además que sea de buena calidad, tenga una fórmula nutritiva e hidratante, si está enriquecido con aceites naturales, aún mejor. Aquí la necesidad no es sólo hidratación sino la conservación de la barrera hidrolipídica de la piel.

Presta atención a los ingredientes de tu gel de ducha

Ahora que sabemos cuál es la necesidad principal de nuestra piel, ¿cómo sabemos cuál es la mejor opción que hay en el mercado para nosotros? Pues, aquí la atención tiene que estar puesta sobre los ingredientes. Si bien muchos de sus ingredientes están centrados en la limpieza de la piel, también es verdad que puede complementarse con ingredientes que tengan una segunda intención, como hidratación, nutrición, proveer suavidad y más.

Hablamos de aceites, por ejemplo, extracto de frutas, vitaminas y aminoácidos. Por otro lado, es importante saber si tenemos alguna alergia o reacción ante ciertos ingredientes para evitar las fórmulas que lo contengan. Por lo general, es recomendado que no tenga parabenos ni sulfatos, así como que esté libre de sal, jabón o que tenga una mínima presencia de perfume o alcohol, de hecho, si no tiene es mejor. Debes ser aún más cuidadoso con esto si tienes piel sensible.

Considera que más espuma no es más limpieza

Un bulo muy popular y generalizado es la idea de que mientras más espuma produce el gel o la loción de ducha, más limpia la piel. Y es que pareciera que la espuma envuelve toda la suciedad y se la lleva consigo, pero la verdad es que esto es solamente un efecto visual.

Esta es una creencia no sólo errónea sino negativa, ya que muchas veces las fórmulas se valen de muchos químicos, como sulfato o jabón, para poder lograr ese efecto y estos terminan por generar alergias, reacción o alterar la función natural de la barrera de la piel.

Busca que tu gel de ducha sea de pH5

Moussel Gel Ducha Lima - Pack de 4 x 600 ml -...

Como regla general, al comprar un gel de ducha o cualquier otro producto que estará en contacto con la piel, es más importante considerar su fórmula antes que la marca o el precio, esto siempre debe pesar más a la hora de armar tu selección de productos. Además de los ingredientes que componen esa fórmula, en el caso del gel de ducha, es importante que tenga un pH5, que es el mismo de la piel, lo que nos indica que será respetuoso con ella.

La escala de pH de la piel varía de 0 a 14, siendo que mientras más cerca del 0 esté, más ácido es, mientras que más cerca del 14 esté, más alcalino es. En este sentido, el punto medio es el 7, y es el que se considera un pH neutro. ¿

Entonces por qué no buscar que tenga pH7?

Pues, porque la piel tiene un pH5 que, al ser un poco más ácido, puede proteger de las agresiones externas y así debemos mantenerlo para que la barrera de la piel funcione óptimamente.

Uso de un gel de ducha

El gel de ducha suele ser un producto bastante equilibrado de precio, no irás a la quiebra por pillar uno de gama alta, y aun así es tan noble que se pueden conseguir fórmulas muy buenas a un precio bastante barato. Esta es una buena noticia porque estamos hablando de un producto básico para la buena higiene personal.

Un gel de baño es básico e importante porque está específicamente formulado para limpiar tu piel. Hay usuarios que aún se debaten entre la pastilla de jabón y el gel de ducha, pero en la opinión de quienes se decantan por el gel de ducha, ésta es una opción más higiénica si tienes que compartir tu ducha y productos de higiene con alguien más, como tu familia, pareja o el compi de piso.

El gel de baño se preserva mejor dentro del bote, sin secarse y formar una pasta desagradable como la pastilla de jabón, mientras que igualmente puede encontrarse en una infinidad de texturas y aromas para que puedas encontrar el que mejor te guste, incluso lo hay sin aroma alguno. La sensación es destacablemente más suave.

¿Conoces la diferencia entre un gel y una loción de ducha?

Muchos apenas pueden diferenciar estos dos productos, pero la verdad es que, aunque tienen la misma finalidad, que es limpiar la piel de tu cuerpo, la verdad es que tienen muchas diferencias, sobre todo en consistencia.

Lo primero que debes saber es que no necesitas a los dos para una ducha completa, lo mejor es decantarse entre uno y otro. Dicho esto, si buscas un gel de ducha, debes saber que tiende a ser un poco más espeso y firme que una loción de ducha. Una loción de baño o de ducha se parece más a un jabón líquido. El gel de ducha es superior en temas de sensación sobre la piel y su aroma suele ser más intenso.

¿El gel de ducha es bueno para la piel?

En líneas generales, sí, el gel de baño es un producto no sólo bueno sino beneficioso para la piel porque la limpia, mantiene la barrera de la piel en buen estado y, en muchos casos, la nutre y la repara. Pero, claro, como todo, se trata del gel que escojamos, de la fórmula.

No cualquiera es ideal o bien porque no es compatible con tu tipo de piel o bien porque es una fórmula desfavorable. Por eso es vital que tenga una buena relación calidad precio, esto lo comprobamos siempre y cuando el gel no cuente con sulfatos o fragancias sintéticas, al tiempo que incluya lo mejor de los ingredientes naturales y lo mejor de la ciencia.

Beneficios del gel de ducha

El primer beneficio y el más evidente es su capacidad de limpiar la piel, que es también la razón principal por la que nos hacemos con uno. Pero hay que admitir que su beneficio y diferencia frente a otros productos que prometen hacer lo mismo, es que este no sólo limpia, sino que cuida y protege la piel. Suele estar enriquecido de ingredientes naturales y químicos para este fin, con lo cual es bastante más gentil con la piel.

En términos de sensación, la verdad es que el gel de ducha es sutil al tacto, aunque es un poco más espeso que la loción de baño, esto permite que sea agradable sobre la piel y que se pueda frotar sobre la piel con la mismísima mano o con una esponja específica para este fin, lo que tengas a mano.

Otro beneficio claro, al menos frente a las pastillas de jabón, es que no se resbala de la mano, sino que es mucho más cómodo de usar en tanto que se aplica directamente en la piel, desde el bote, así no hay riesgo de que se caiga al piso y se queden incrustadas en él suciedades. Este formato también permite que sea más fácil e higiénico poderlo compartir con otras personas.

Es fácil encontrar un gel de ducha libre de SLS, lo cual representa una clara ventaja para quienes tienen piel sensible, reactiva o propensa al eczema, ya que sabemos que el SLS irrita y reseca la piel, por lo que es una amenaza para este tipo de pieles.


Preguntas frecuentes

🚿 ¿Cuándo deberíamos usar gel de ducha?

Al ser un producto de higiene y limpieza de la piel, el gel de ducha podemos usarlo cada vez que nos vayamos a duchar, sin miedo a que la barrera de la piel se vea afectada ya que, a diferencia del jabón líquido, no contiene aceite saponificado, sino que utiliza detergentes sintéticos derivados de fuentes de petróleo o vegetales, que son más gentiles con la piel.

🚿 ¿El gel de ducha es mejor que el jabón?

Tiene mucho que ver con la preferencia de cada usuario. Sin embargo, con un gel de ducha te olvidas de las resbaladizas pastillas de jabón, además de ser más higiénico para compartir con otros usuarios. Además de ser un producto eficaz para limpiar la piel sin maltratarla ni resecarla.

🚿 ¿Puedo usar gel de ducha todos los días?

Sí, siempre que te vayas a duchar. Sin embargo, si tu piel es sensible, debes cuidar que la fórmula sea hidratante para que no se reseque aún más.

🚿 ¿El gel de ducha mata las bacterias?

Por lo general, un buen gel de ducha incluye sustancias químicas que pueden matar bacterias al tiempo que es gentil con la piel. Sin embargo, si la fórmula indica que es antibacteriana significa que contienen aún más de estos productos químicos que matan bacterias como triclosán o triclocarbán.